“Antigua Orden Dominicana” niega que sea un grupo paramilitar, sino civil


SANTO DOMINGO.- “Antigua Orden Dominicana”, creado según sus promotores, con el propósito de “defender la soberanía nacional”, aclaró que no es un grupo paramilitar sino una entidad de activistas civiles cuya única arma es la bandera dominicana.
En un video que remitió a nuestro diario, el vocero de esta agrupación “nacionalista”, Bruno Valdeira, indico que ella ha llenado los trámites necesarios y ahora es una entidad formalmente constituida, de acuerdo a las leyes dominicanas. 

En la víspera la Policía Nacional informó que sus unidades de inteligencia investigan las actividades de este grupo, a raíz de la difusión en redes sociales de un vídeo en el que aparecen integrantes suyos luciendo uniformes de color negro, con el logo de la Bandera Nacional y el lema de “Dios, Patria y Libertad”. En el vídeo, que se ha hecho viral, los integrantes del grupo presentan sus miembros a nivel nacional, y llaman rechazar la presencia de nacionales haitianos en el territorio dominicano, alegando que en la frontera no hay seguridad.. 

En el nuevo video remitido a nuestro diario, Valdeira declara que al emprender su iniciativa, los miembros de la Antigua Orden Dominicana estaban conscientes de que serían investigados por los servicios de seguridad del Estado. Y agregó: “Nosotros no somos un grupo paramilitar; somos una organización nacional e internacional porque tenemos miembros en la ciudad de Nueva York. Somos alrededor de mil 700 y pico de miembros y tenemos representantes en todas las provincias de la República Dominicana y estamos creciendo cada día más”. 

Recordó que en 1844, cuando se produjo la Independencia de la República Dominicana también los patriotas que le gestaban fueron perseguidos por los organismos de seguridad haitianos que gobernaban este país. 

En el video se hace alusión a un incidente registrado el sábado último en Santiago de los Caballeros, cuando la Policía impidió que miembros de la “Antigua Orden Dominicana” acercaran al lugar donde miembros de Marcha Verde realizaban una actividad, en la que participaba el periodista Marino Zapete, quien posteriormente denuncio que hubo un atentado en su contra. 

“No hubo ningún atentado y el lo sabe perfectamente” sino un incidente con una joven llamada Yadira Marte, que no pertenece a “nuestra organización”, dijo.